Preguntas Frecuentes

¿Cuánto demora una joya? ¿Qué plazos de entrega manejan?

Contamos con stock permanente de algunas piezas.
Un diseño personalizado, demora de 1 semana a 1 mes, depende del modelo y de la complejidad.
¿Para cuando las necesitás?

No puedo acercarme al Showroom. ¿Cómo toman mi medida?

¡Te enviamos un instructivo! Consta de dos sistemas para ser más precisos en la medición. Lo imprimís en tamaño real y nos enviás el resultado.

¿Qué formas de pago aceptan?

Aceptamos pagos en efectivo, tarjetas de débito y crédito, Mercadopago y oro 18 kilates de piezas en desuso.

¿El oro cambia de color?

¡No! El oro 18 quilates no cambia de color, es una de sus propiedades! A diferencia de otros metales, el oro 18 quilates no oxida, por lo tanto, su color permanece inalterable con el paso del tiempo. Por este motivo es el metal perfecto para joyas eternas.

¿Cómo cuido mis joyas?

Las perlas cultivadas o de nácar permanecerán brillantes y divinas si se cuidan de forma adecuada. Las perlas se deben mantener libres de perfumes, cosméticos, sudor y suciedad. Podés limpiarlas únicamente con un paño ligeramente húmedo.

¿Cómo cuido mis diamantes?

El polvo, la contaminación y el uso diario conspiran para opacar el brillo de una gema y oscurecer la superficie del platino y el oro. Te sugerimos que tu anillo reciba un mantenimiento profesional periódico. Nuestros artesanos expertos comprobarán que la montadura esté sosteniendo adecuadamente sus gemas y limpiará su anillo con cuidado. Ocasionalmente se puede aplicar una solución suave de seis partes de agua por una parte de amoniaco con un cepillo de cerdas suaves. Las joyas con otro tipo de piedras pueden necesitar otros cuidados.

¿Cómo cuido mis joyas de plata?

La plata fina es un metal precioso y necesitará limpieza cada cierto tiempo. Aplicá una pequeña cantidad de detergente neutro en seis partes de agua tibia. Sumerge tus joyas por diez minutos. Luego enjuágalas bien con agua tibia. Secalas con papel tissue y luego lustralas con un paño de brillo para joyas. De esta forma eliminarás las manchas y la opacidad y mantendrás tu joya de plata fina como nueva. Aviso: se deben evitar el cloro y el blanqueador ya que aceleran el proceso de opacidad.